11 Poemas de Karmelo C. Iribarren

Una mañana de miércoles

Hace una mañana gris,
opaca, triste. Estoy
en un bar, con un café, sentado
junto al cristal que da a la calle.
La música –suave, lejana, indiscernible–
acompaña sin pedirte nada
a cambio, ni siquiera que la escuches.
Cae una llovizna suave
–y un poco torcida– que hace
que algunos de los viandantes
no se la tomen muy en serio
y se resistan a abrir el paraguas.
Aquí dentro solo estamos el camarero y yo,
y ahora mismo esto es lo más cercano
a un pequeño paraíso en la tierra.
Me siento casi como en el compartimento
de un tren. Si lo fuera
yo tendría un billete
hasta la última estación.

Ya està

Ya poseemos
casi todo
lo que nos iba
a hacer felices.
Puede decirse
que lo hemos 
conseguido.

Ya está

Ahora solo
nos queda
comprobar
hasta qué punto
fuimos sinceros
con nosotros 
mismos.

Al límite

Tienes veinte años,
tienes a la vida
por el cuello
a tu merced;
pero no es suficiente,
quieres más.

Conozco 
esa sensación.
Y te deseo mucha suerte,
la vas a necesitar.

Cosas de poetas

Para Pablo Casares

Un joven poeta que quiere 
conocerme. Quedamos
en un bar. Hablo yo,
él me mira y escucha:
no bebo, no fumo, no creo
en la salvación del mundo…
Y luego un poco de literatura.
Pasan las horas. La euforia
inicial languidece. Le acompaño
hasta su hotel. Me ha encantado
conocerte –dice–, aunque… no sé…
te imaginaba de otra forma.
No pasa nada –le digo–,
hace unos años yo también.

El pasado

Ahora
que he dejado 
el alcohol,

no veas
el cuidado
que tengo que tener
con los camareros
de mi barrio,

en cuanto se toman
dos tragos,
me cuentan mi vida.

Tormenta de verano

Están cogidos de la mano
en silencio,
bajo los soportales.

El niño mira su columpio,
muy triste,
bajo la lluvia,
y no lo entiende.

El padre mira al niño:
es la vida, hijo
-quisiera poder decirle-,
y no ha hecho más que empezar.

El amor

Como el viento que encuentra
una rendija
y se cuela en la habitación
y lo desordena todo
libros
facturas
poemas
así llega
en la vida
el amor.

Nada es igual a partir de entonces,
ese caos
es la felicidad.

Pero un día habrá que recoger.

Suerte si no te toca a ti.

La poesía

Los parques de otoño
bajo la lluvia,
los bares últimos de la madrugada,
los ojos abismáticos
de algunas mujeres,
los hoteles, una estación desierta
un domingo en invierno por la tarde
visa desde la ventanilla
del tren…

La poesía, hace años, solía frecuentar
esos lugares,
                      lo sé
porque yo me la encontraba muchas veces.

Luego un día dejó de aparecer.

Una pena.
                 Ni se imagina
lo que podría hacerle ahora
con mi experiencia.

Los días normales

Llegan
y se van sin hacer ruido
–como buenos
clientes–,
luego el tiempo
los confunde en la memoria,
y ya ni sabes
si aquel era lunes o era jueves
o al revés. 

Que no te engañen,
no son tan poca cosa
como parecen:
                         suelen poder
con el amor.

Conspiración

Para Jon Juaristi

Esa lluvia
tranquila
terca
suave

y esta memoria 
mía
      pero tantas veces
contra mí

y aquella infancia
en la que me prohibieron
ser feliz…

Método

Este poema 
está escrito de un tirón,
como no deben escribirse
 los poemas.
 Sentado,
viendo pasar sin voz
 ante los ojos
imágenes de guerra, 
con un whisky en la mano, 
de repente, 
como salta la liebre,
  me ha venido la idea. 
Y como veis,
 no hay mucha diferencia.
 Para no decir nada  
cualquier método es bueno




Karmelo CIribarren (San Sebastián, 19 de septiembre de 1959).Es considerado uno de los mejores poetas españoles vivos.Se dice de él que es un poeta lúcido, irónico,que se hizo poeta en un bar, el  Akerbeltz, donde alternaba su trabajo de camarero con la escritura, 20 años de servir copas y crear poemas ; su poesía es sobria,realista, urbana, antirretórica ,radical en su despojamiento .Dice K. Iribarren: «Una frase que he oído en la calle, que he leído, que he escuchado en una peli, un comportamiento he visto… Empiezo a darle vueltas y vueltas en la cabeza, me puedo pasar así días. Cuando me siento a escribir, el poema más o menos ya lo tengo ultimado. Lo que hago luego es quitar, quitar, quitar… Lo dejo desnudo. A veces lo desnudo tanto que me lo cargo. Mi objetivo es dejar el poema en la tensión de las cuerdas del ritmo, y si aguante es que está bien» Ha recibido el premio Euskadi  de Literatura y ha obtenido el Premio de Poesía Ciudad de Melilla.

Entrevistas:

https://www.elmundo.es/papel/cultura/2016/01/28/56a8c5e7268e3e60408b4695.html

https://elcoloquiodelosperros.weebly.com/entrevistas/karmelo-c-iribarren

https://www.ondacero.es/programas/te-doy-mi-palabra/audios-podcast/entrevistas/karmelo-iribarren-nunca-he-sido-un-poeta-maldito-pero-si-he-estado-al-margen-de-los-circuitos-habituales_20170701595776510cf26ceeda410ca8.html

Hola, 👋
Bienvenid@s a PoetryAlquimia.org. Un espacio donde las voces poéticas del mundo resuenan con fuerza.

Suscríbete a nuestro boletín para recibir las nuevas aportaciones poéticas.

Deja un comentario

Proudly powered by WordPress | Theme: Baskerville 2 by Anders Noren.

Up ↑

Descubre más desde Poiesis/ποίησις

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo